Chimpancés con gafas de pasta

Hace unos días una colega me contó una anécdota sucedida en una clase de una asignatura de la carrera que nos llevó a licenciarnos como psicólogos. El profesor, durante un arrebato de interacción con su alumnado, preguntó a esta chica de qué corriente psicológica era, a lo que ella contestó que no se enmarcaba dentro de ninguna, sino que consideraba que la apertura mental le enriquecía; el profesor contraatacó en un blitzkrieg: “Eso es imposible”, que finalizó, como si de la firma de una capitulación se tratara, afirmando que “Debes decantarte por una corriente puesto que esas serán las gafas con la que mirarás los casos”.

Si tus ojos padecen miopía e hipermetropía la realidad de tu mundo varía según las gafas que lleves puestas; por tanto, imagina que un buen día decides únicamente usar tus gafas de cerca (pongamos como analogía el cognitivo-conductual, que presta mayor atención a lo que ocurre cerca en el tiempo), o que, por el contrario, resuelves que sólo vestirás tus gafas de lejos (psicoanálisis, que da gran importancia a lo sucedido en tiempos lejos temporalmente). En uno u otro caso el resultado será una inmensa pérdida de información valiosa, percepción sesgada y una gran dificultad para situarse, porque lo que creemos como cierto se basa en una pequeña parte de la realidad.

Blog Psicología Málaga

Chimpancés con gafas de pasta

Supongo que por esto mismo, las personas con visión deteriorada que conozco cambian de gafas a cada instante según la tarea, ya que es la mejor manera de adaptarse a cada problemática concreta y actuar en consecuencia. Lo contrario es limitarnos a nosotros mismos, como si un cocinero se negara a usar algo más que el horno para sus platos, o un profesor explicara una lección de forma idéntica a un chico con altas capacidades que a uno con dificultades de aprendizaje, como si aún hubiera médicos que se negaran a hacer algo más que sangrías y ayunos para sus pacientes o el mundo de los trastornos mentales se hubiera quedado estancado en las posesiones demoniacas como explicación, porque ese es su paradigma, su corriente, las gafas a través de las que concibe la enfermedad.

Mientras creamos en verdades absolutas y pensemos que la realidad se ha de formar a partir de nuestros conocimientos, en lugar de que nuestros conocimientos se generen tras experimentar la realidad, cada vez que nos pongamos esas lentes de nuestra corriente psicológica, en el fondo seremos como chimpancés con gafas de pasta, reproduciendo, con mayor o menor acierto, lo que nuestro instructor nos enseñó; ideales como reclamo, pero lejos de la esencia que nos hace lo que somos.

Manuel Cruces Cuberos – Psimetría Psicólogos Málaga

4 Opiniones

  • Wad Posted 14 octubre, 2015 13:16

    Como dijo alguien: Es demasiado real la realidad? Interpretala (no vaya a ser demasiado cruda). Redúcela, etiquetala. Hay tantas etiquetas como parapetos detrás de los que creemos que podemos escondernos: paradigmas, batas blancas y gafas con mucha pasta. Básicamente.

    • PSImetria Psicologos Posted 8 noviembre, 2015 22:14

      Muchas gracias Guadalupe por tu comentario. Al fin y al cabo, como interpreto de lo que dices, todo eso no son más que escudos para protegernos de la realidad, la cuestión es: ¿acaso hay algo de lo que protegerse?

      Saludos de parte del equipo de Psimetría Psicólogos Málaga.

  • Clara Posted 4 diciembre, 2015 08:11

    Muy cierto eso que dices, hay que ver más la realidad que pensar que lo sabemos todo por lo que hemos leído, lo que pasa mucho con internt , que hay mucho experto en todo…

    • PSImetria Psicologos Posted 10 diciembre, 2015 11:38

      El que creo que lo sabe todo es el mayor de los ignorantes…

      Recibe un cordial saludo de parte de Psimetría Psicólogos Málaga

Dinos tu opinión

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados *

Teléfono: Patricia Perea 617 63 48 86 / Manuel Cruces 617 63 48 89
C/ Salitre 4, 1ºB
29002, Málaga